Soy Felipe Mena Villar, amante del deporte, de la naturaleza y de toda la belleza de la región de Los Ríos, una región donde he forjado mi vida profesional y también familiar. Estoy casado hace 11 años con Daniela Fuchslocher y tengo dos maravillosos hijos, Julieta y Pablo.

Tuve la gran oportunidad de formarme profesionalmente como Ingeniero Agrónomo en una excelente casa de estudios como lo es la Universidad Austral de Chile, impregnando en mí un sello regional valioso que me acompañaría posteriormente a lo largo de mi vida profesional y pública, adicionalmente, obtuve un MBA en la Universidad del Desarrollo.

Aunque me formé profesionalmente como agrónomo, mi corazón siempre ha estado ligado al Servicio Público, con un compromiso férreo con la comunidad de la región de Los Ríos y la responsabilidad de contribuir a mejorar la calidad de vida de los vecinos y vecinas que la habitan.

En la última década, he tenido la fortuna de desempeñarme como Director Regional del Instituto Nacional de la Juventud (INJUV), del Fondo de Solidaridad e Inversión Social (FOSIS) y del Instituto Nacional del Deporte(IND), lo que me ha permitido conocer de cerca temas tan importantes para el futuro de nuestra tierra como lo son su juventud, los problemas sociales y el valor de la actividad física y del deporte.

Con el respaldo y la confianza de los habitantes de la región he sido electo en dos ocasiones como Consejero Regional. Y este 2021, un año de muchos desafíos, asumo con convicción y confianza la responsabilidad de presentarme como candidato a CONSTITUYENTE. He podido recorrer cada rincón del territorio, conociendo la realidad del centralismo y la urgencia de modernizar el Estado.

Con esta mirada regional quiero aportar al proceso constituyente. Es por eso que te invito a construir juntos el futuro de Los Ríos y el Chile que merecemos.

¡Creemos en un nuevo Chile con todos los temas!

1.- Persona: centro de la sociedad
Las personas nacen libres e iguales en dignidad y derechos.
Es necesario reconocer el valor de la persona humana y de estas características que emanan de su naturaleza.
La nueva constitución debe asegurar que los individuos puedan desarrollarse libremente, emprender sus propios proyectos de vida, y asociarse con otros sujetos, siempre respetando las garantías fundamentales del resto de la sociedad.

2.- El valor de la familia
La familia es el núcleo fundamental de la sociedad. Provee el cuidado básico a las personas y promueve su desarrollo espiritual y material. Es deber de la nueva constitución asegurar el debido respeto a este grupo y promover su participación en la sociedad.

3.- Estado moderno y eficiente.
La nueva constitución debe ser capaz propender a la desburocratización de los servicios públicos. Asimismo, debe tender a inspirar un Estado al servicio de la persona humana, asegurando a todos los habitantes la entrega de servicios de manera oportuna, eficaz, y cuidando los recursos públicos, y siempre respetar los principios de eficiencia y eficacia.

4.- Derechos fundamentales.
La constitución debe reconocer los derechos fundamentales que poseen las personas en virtud de su propia naturaleza. Asimismo, debe asegurar que la administración pública y el resto de la sociedad respete estos derechos esenciales, como la vida, la libertad de asociarse, emprender, optar por el proyecto educativo que mejor les parezca, entre otros.

5.- Control de constitucionalidad efectivo.
La nueva constitución debe consagrar la existencia de un organismo encargado de hacer respetar el texto constitucional, por parte de los habitantes, y de la administración pública. Una democracia que no respete sus propias leyes no puede prosperar ni desarrollarse, ni menos cuidar los intereses de los habitantes de nuestro país.

6.- Limites al poder del Estado y carácter democrático del gobierno.
La principal misión de la nueva constitución es limitar el poder los gobernantes. Es esencial que el Estado no sea capaz de limitar arbitrariamente la libertad de las personas. Asimismo, debe establecer los mecanismos judiciales apropiados para que las personas, cuando se sientan perjudicadas, puedan resguardar debidamente sus derechos e intereses.

7.- El estado y el rol de las asociaciones
La sociedad se estructura y organiza a través de los grupos intermedios. A través de ellos se desarrollan soluciones privadas a problemas públicos. La constitución debe reconocerlos y asegurarles su adecuada autonomía. Reconocer las asociaciones de personas es respetar la libertad de los individuos y de sus proyectos de vida. Ejemplo de ello son los cuerpos de bomberos, las juntas de vecinos, las fundaciones sin fines de lucro, entre muchas otras demostraciones de la capacidad que tienen las personas para cooperar en su entorno.

8.- Protección al medio ambiente
La Constitución no solo debe asegurar a las personas un medioambiente libre de contaminación, sino que también debe establecer que el Estado proteja el medioambiente e impulsar con ciertos mandatos específicos el desarrollo sostenible. Los esfuerzos deben enfocarse en evitar zonas de sacrificio y desarrollar una economía libre y respetuosa con el entorno.

9.- Deporte y actividad física
La constitución debe promover el deporte y la actividad física como un mecanismo para el desarrollo integral de las personas y los territorios. Está vinculado directamente a salud y educación de la sociedad. Por ende el Estado debe propender a su fomento y principios que permitan a las personas acceder con mayor facilidad al ejercicio.

10.- Participación
La Constitución debe consagrar mecanismos que fomenten y amplíen la participación ciudadana. Se deben establecer mecanismos tales como consultas ciudadanas, presupuestos participativos frente a decisiones que impliquen gran interés para la comuna, donde serán los ciudadanos quienes elijan, en algunas ocasiones los proyectos que deben financiarse.

Es importante, además, que la nueva constitución establezca la posibilidad de la iniciativa popular de ley, donde sean los ciudadanos quienes manifiesten sus inquietudes a través de propuestas de ley que sean discutidas en el Congreso nacional.

11.- La constitución establecer, resguardar, y fomentar la igualdad entre hombres y mujeres, y asimismo fomentar que a nivel público y privado no existan desigualdades arbitrarias en virtud del género.